España, tierra de piropos (C1)

piropo006Una amiga polaca que lleva muchos años viviendo en España se sigue sorprendiendo de los piropos (flirtatious remark) que recibe por la calle (es rubia y con ojos azules, así que llama bastante la atención) y lo mismo les ocurre a muchos de nuestros estudiantes de español que se encuentran en inmersión y  temporalmente viven en nuestro país, así que el post de hoy se lo dedicamos a los piropos, una tradición típica de algunos países de habla hispana que puede resultar un poco desconcertante para mujeres de otras culturas, sobre todo para aquellas con fuertes principios feministas (flirtatious remarks can be a little disconcerting to women from other cultures, especially those of strong feminist principles).

piropo1Para los que no sepan qué son los piropos, lo explico: se trata de un halago o comentario positivo sobre una persona que se dice en público para coquetear o enamorar. Pero lo cierto es que los hay graciosos y agradables (“¡Me voy a preparar un café que el bollo para mojar ya ha llegado!”); los que riman o utilizan juego de palabras (“¡Cómo quisiera ser Tarzán, para ir de rama en rama, hasta llegar a tu cama!”), pero también groseros y de mal gusto (“Yo no quiero tu oro, yo no quiero tu plata… Solo quiero el tesoro que tienes entre las patas”).

Tradicionalmente en España los piropos se han asociado a los albañiles que trabajan en la construcción, pero realmente es una costumbre de la que todos participan. La palabra piropo viene del latín pyro (fuego), que a su vez viene del griego pyropós (semejante al fuego, de color encendido), en alusión al sonrojo (flush) de la cara que les provoca a las mujeres este tipo de comentarios por parte de los hombres, de lo que se deduce que esta costumbre ya se ponía en práctica desde la época de los griegos.

piropo-ramiro4Además de en España, esta costumbre está extendida entre otros países de habla hispana como México, Argentina, Cuba o República Dominicana. Sin embargo, los piropos cada vez tienen menos aceptación, ya que muchos consideran que pueden denigrar a la mujer y, por tanto, ser perniciosos para una sociedad igualitaria.

Aquí os dejo una selección de los piropos que más nos gustan a nosotr@s:

  • Me gustaría ser caramelo para deshacerme en tu boca.
  • Dime cómo te llamas, que así le pondré nombre a mis sueños.
  • ¡Flaca, tírame un hueso!
  • ¡Quién fuera bizco para verte dos veces!
  • Si la belleza pagase impuestos, estarías arruinada.
  • ¡Dónde venderán los números para ganar este premio!
  • ¿Empezó la primavera? Acabo de ver la primera flor…
  • Dime tu nombre, que te pido para Reyes.
  • ¿Qué haces aquí tan temprano? ¿No sabes que las estrellas solo salen de noche?
  • Quisiera ser gato para pasar siete vidas a tu lado.
  • Si la belleza fuera un instante, tú serías la eternidad.
  • Tengo que llamar al cielo para avisarles de que se les ha escapado un ángel.
  • ¡Cuántas curvas y yo sin frenos!

Y vosotros, ¿qué opinais?, ¿los piropos son insultos o halagos?

By | 2017-02-15T22:32:12+00:00 Mayo 14th, 2014|C1, Just Spanish, This is Spain|Sin comentarios

About the Author:

Deje su comentario